sábado, 10 de septiembre de 2011

Un dulce cremoso

El dulce de leche, también conocido como manjar, manjar blanco, arequipe o cajeta es un dulce tradicional de Hispanoamérica y que corresponde a una variante caramelizada de la leche.


El origen del dulce de leche es incierto, ya que existe una discusión entre argentinos, brasileños, chilenos, colombianos y uruguayos sobre su lugar de origen, pero su consumo es extendido por todos los países latinoamericanos y en aquellos lugares donde existe una extensa colonia inmigrante de estos países, como España.

Existe también una forma simplificada de hacer dulce de leche, a base de leche condensada. Se toma una lata de leche condensada y se la cocina al baño María durante al menos 2 horas. La lata debe estar cubierta completamente con el agua, para que se cocine todo su contenido. Cuando se abre la lata, el contenido será "una especie" de dulce de leche.

Ddulce DE LECHE// cremoso

INGREDIENTES

1 y 1/2 leche, 500 gr. azúcar, 1/2 litro de crema de leche, 1 cucharilla de bicarbonato de sodio, 1/4 pocillo de agua, 1 cucharilla de esencia de vainilla, 1 cucharilla de glucosa.


PREPARACIÓN

Volcar 3/4 de litro de leche en una cacerola y llevarla a punto de ebullición. Bajar el fuego y mantener el hervor durante algunos minutos.

Ligar el azúcar con el resto de la leche y la crema; unir la mezcla con la leche caliente.

Llevar la preparación al fuego hasta que suelte el hervor. Bajar el fuego y seguir cocinando sin dejar de revolver.

Disolver el bicarbonato de sodio en el agua e incorporarlo a la preparación anterior.

Agregar la esencia de vainilla a la cocción.

Seguir cocinando a fuego moderado o mediano durante 3 y 1/2 horas, aproximadamente.

Añadir poco a poco la glucosa un ratito antes de finalizar la cocción.

Retirar el dulce del fuego y colocarlo en un baño María invertido (se realiza con hielo o agua fría, en vez de agua caliente) para bajar la temperatura a 65 C. Revolver.

Envasarlo en frascos de 1/2 kg, previamente esterilizados. Tapar y estirilizar durante 25 minutos.

Este dulce dura seis meses. Una vez abierto, guardarlo en la heladera y consumirlo dentro de los 15 días.