lunes, 21 de enero de 2013

Le sugerimos un postre para Navidad

Vino y ricota, una exquisitez de sabores adquiridos que se reúnen en una torta. Un clásico de la pastelería alemana y la propuesta de La Dulce Pâtisserie - Chocolatier y sus propietarias Mary Luz Áñez y su hija Irene Ojara, quienes comentan que los dulces no pueden faltar en Navidad, pero tampoco puede ser uno cualquiera y escogen está fina y deliciosa receta.

Sabores nobles que encantan. La experta cuenta que la primera vez que lo vio fue en una vitrina de una pastelería, lo compró y le encantó, confiesa Áñez, arquitecta de profesión pero una apasionada del arte culinario que destaca cada ingrediente de esta elaboración y mientras la prepara se deja llevar por los aromas y sabores nobles.

La base y el relleno. La preparación en su integridad tiene un margen de tiempo para ser elaborada, ya que pasa dos horas en la heladera, después de que todos los ingredientes se mezclen para obtener la masa. Después de la heladera, el horno es su siguiente parada. Tanto la masa y el relleno tienen ingredientes como la ricota, el vino, la naranja, que se combinan dejando un sabor insuperable.

Acompañado del té. La experta recomienda acompañar la torta con el té. "Los postres y sobremesas son un premio que nos damos y como todo en la vida hay que disfrutar pero con límites", indica la especialista.

'Una torta, deliciosa, fina y fácil de hacer. ideal para la hora del té'.

Mary Luz Áñez
Pastelería La Dulce Pâtisserie

Torta de ricota
Ingredientes

• 500 gr de harina de trigo
• 175 gr de mantequilla o margarina a temperatura ambiente
• 60 gr de azúcar
• 2 yemas de huevo
• 2 cucharas de vino tinto

Relleno:
• 450 gr de ricota
• 150 gr de azúcar
• 200 cc de crema de leche
• 50 gr de harina de trigo
• 3 huevos
• Ralladura de dos naranjas
• Ralladura de un limón
• Azúcar impalpable
• Rodajas de naranja

Preparación

Colocar en forma de corona la harina, al centro poner la mantequilla, azúcar, yemas de huevo y vino tinto. Mezclar bien hasta que quede una masa homogénea, hacer una bola y llevar a la heladera por 2 horas. Precaliente el horno a 180 grados. En un molde redondo de 25 cm estire tres cuartos de la masa al fondo y 2 cm en los laterales de ½ cm de espesor. Meter la masa al horno por 15 minutos o hasta dorar, dejar enfriar. Mientras con una batidora mezcle la ricota, el azúcar, los huevos, la crema de leche, la ralladura de naranja y limón y por último agregue la harina batiendo hasta que quede una masa suave. Coloque el relleno sobre el molde de masa cocida y decorar con la masa restante con tiritas en forma cruzada en diagonal. Meta nuevamente al horno medio por una hora y 15 minutos aproximadamente o hasta dorar. Deje enfriar, desmolde y sirva espolvoreado con azúcar impalpable y decore con rodajas de naranjas.