domingo, 10 de marzo de 2013

Keperí al horno

Es uno de los platos característicos de la zona oriental del país. Es un corte de carne, que bien preparado se caracteriza por ser delicioso y suave; sin embargo, tiene sus secretos para su cocción.

Un corte cruceño. El keperí es un plato que adopta el nombre del corte de carne con el que es preparado, precisamente es algo que no se encuentra en otros departamentos. "Es la carne que está entre la paleta y la costilla de la res", explicó Javier Libera, propietario del restaurante El Aljibe.

El secreto de la carne. La preparación requiere de algunos secretos que permiten explotar al máximo el sabor de esta carne.

La clave tiene que ver con su maceración, el tamaño de la carne y la cocción. "Algunos primero hacen hervir durante algún tiempo la carne, otros lo dejan macerar en una taza de leche y también se lo deja con limón o grey", explicó Libera.

El tiempo de cocción es muy importante, ya que esta carne no es tan blanda pero puede llegar a serlo a medida que cuece. "En El Aljibe lo dejamos unas cuatro a cinco horas en el horno", manifestó Libera.

El tamaño también influye en el tiempo de cocción, mientras más grande sea el trozo de carne mayor tiempo requerirá permanecer en el horno.

Sabor premiado. El keperí al horno del restaurante El Aljibe fue uno de los ganadores del Concurso de Comidas Típicas que organizó el 2011, el Gobierno Municipal de Santa Cruz.

"Quien se come nuestro keperí, se come un premio", bromeó Libera.

Este plato tiene un costo de 35 bolivianos y se lo puede degustar en la esquina de la calle Potosí, esquina Ñuflo de Chávez, lugar donde se encuentra el restaurante El Aljibe.

Keperí al horno

• 1 Pieza de keperí
• 5 limones (jugo)
• 1 pizca de pimienta
• 1 Pizca de comino molido
• Sal a gusto
• 2 litros de agua


1. Diluir la sal y los otros condimentos en el jugo de limón.

2. Colocar el keperí en una fuente para horno y dejar reposar con el preparado del limón por dos horas.

3. Antes de llevar al horno, colocar agua en la fuente al momento de hornear. Tapar la fuente las primeras dos horas (puede ser con papel estañado).

4. Pasado este tiempo se puede destapar, dejando que el keperí continúe la cocción otras dos horas, invirtiéndolo de lado para lograr un dorado parejo.

Arroz con queso

En dos litros de agua hervida colocar tres tazas de arroz popular con sal, una cebolla pequeña cortada en cuatro y medio pimentón.

Cuando esté al dente adicionar medio litro de leche y queso rallado. Para servir, rociar cebollita verde bien fina.