domingo, 21 de junio de 2015

HAMBURGUESA DE QUÍNOA (LA OPCIÓN SALUDABLE)

INGREDIENTES

• Quínoa
Lo que quieras para darle gusto, por ejemplo:
• Morrón (pimiento) cortado chico
• Cebolla cortada chica
• Zanahoria
• Orégano
• Sal y pimienta

PREPARACIÓN

Lavar la quínoa. Lo mejor es ponerla en un colador fino y enjuagarlas bajo un chorro de agua. Va a soltar una leve espumita blanca. Después es tiempo de cocinarla. Se hace igual que el arroz: es decir dos partes de agua por una de quínoa. Si cocinas una taza de quínoa (es suficiente para 2 o 3 personas) le tienes que agregar 2 tazas de agua.

Si decides agregarle morrón (pimiento) y cebolla a las hamburguesas es recomendable que lo piques chiquito, lo sofrías con un poco de aceite y se lo agregues a la quínoa al comienzo de la cocción, así todo va agarrando gustito. ¿Cuánto de cada cosa? es cuestión de investigar, pero 1 morrón y una cebolla chica para 1 taza de quínoa está bien. También es buena idea agregarle los condimentos mientras se cocina así los sabores se van mezclando.

Se cocina igual que el arroz, fuego fuerte y olla tapada hasta que rompe el hervor, después fuego más suave hasta que se termina el agua (y la tapa levemente destapada) y ahí se apaga el fuego y se deja tapado por 10 minutos. Dejar enfriar un poco.

Los granitos de quínoa quedan "sueltitos" como los del arroz, para hacer las hamburguesas tenemos que aglutinarlos con algo. La opción (A) es con los copos de puré de papas, se los agregamos, mezclamos bien y si es necesario le agregamos un poco de agua. La opción (B). es la harina de garbanzo o harina para hacer fainá. Podemos agregar directamente la harina de a poco, ir mezclando y agregando agua hasta formar una masa. Con las manos mojadas armamos bolitas y las aplastamos para armar nuestras lindas hamburguesas. Ya está todo pronto, solo hay que dorarlas. Se pueden hacer al horno, a la plancha o sartén.