viernes, 30 de diciembre de 2016

Trucha a la naranja

Una dieta equilibrada debe incluir un aporte adecuado de minerales, que vayan en virtud de los beneficios que estos ofrecen al organismo.

Lo ideal para lograr buen rendimiento mental es comer primero la proteína (pollo, pescado, carne). Después los carbohidratos porque así los aminoácidos pasan a la sangre, se van directo al cerebro sin interacciones y producen norepinefrina. Este es el proceso correcto para estimular el cerebro.

Entre los diferentes tipos de carnes de pescado se encuentra la trucha, que es un pescado semigraso que solo aporta tres gramos de grasa por cada 100 gramos de carne. Contiene proteínas de alto valor biológico, pero en cantidades inferiores a otros pescados, también vitaminas y minerales.

Se considera un alimento muy nutritivo y se cocina de manera sencilla.

Puede formar parte habitual de las dietas hipocalóricas y bajas en grasas.

Su tiempo de cocción varía entre en 15 a 20 minutos y puede ser utilizado en una gran variedad de platos.