martes, 13 de marzo de 2012

Hábitos para una buena alimentación en adultos

Para que la alimentación sea beneficiosa para la salud y no una ingesta perjudicial de comidas se debe tomar en cuenta lo siguiente, adquirir hábitos saludables, y respetar las cuatro comidas: Dejar algunas comidas, no logra el bajar de peso, "se debe mantener las cuatro comidas" como el desayuno, almuerzo, té y cena.

Si distribuimos la energía a lo largo del día con las cuatro comidas nuestro metabolismo se mantiene estable y no existen excesos de calorías para almacenar. Comer gran variedad de alimentos naturales: El consumo de alimentos variados, asegura la correcta asimilación de todos los nutrientes y también vitaminas y minerales.

Mantener el peso ideal: En todo momento se debe tratar de cumplir esta premisa, es aconsejable no sobrepasar un 15 por ciento de tejido graso, en el cuerpo.

Evitar los excesos de grasa saturada y colesterol: Escoger carnes sin grasa, comer pescados y aves, moderar el consumo de yema de huevos y vísceras (hígado, sesos, riñones, tripas, etc.), no freír los alimentos, consumir aceites vegetales (oliva, maíz, girasol, soja). Consumir frecuentemente pescado, aunque sea enlatado.

Comer alimentos con suficiente fibra y orgánicos: Elegir alimentos con fibra y ricos en almidón, como: Pan y cereales integrales, verduras, frutas y legumbres.

Evitar el consumo de azúcares simples (azucares dulces): Se aconseja que los azucares se los consuma en forma de carbohidratos complejos contenidos en: Frutas, cereales, pan y galletas integrales, pastas alimenticias (harinas). Los azucares dulces se encuentran en los alimentos superfluos, y son así llamados porque no aportan nutrientes esenciales, vitaminas o minerales, se puede prescindir de los pasteles, tortas, chocolates, helados, gaseosas, dulces, golosinas, mermeladas. Son alimentos con bastantes calorías, son los llamados alimentos sociales o gratificantes.

Disminuir o no consumir bebidas alcohólicas, por lo perjudicial. No excederse con la sal: Es suficiente la ingestión de la sal contenida en los alimentos, y no agregar sal a las comidas. No excederse con las proteínas: Las proteínas en la dieta no debe sobrepasar el 20 por ciento, 1/3 de proteína animal y 2/3 proteínas vegetales, un gramo por kilo de peso de la persona.

Realizar la actividad física acorde a su constitución, edad y preferencia: Considerando la constitución de la persona, su edad, sexo, estado de salud, etc. No olvidar los requerimientos diarios de vitaminas y minerales: Consumir una variedad de alimentos, no exceder ni suprimir las categorías de alimentos.



Dirección: Tupiza Nº 126

Teléfono: 52 31707

Celular: 73807604