miércoles, 26 de noviembre de 2014

Las cenas de graduación

Uno de los temas más importantes en una fiesta de graduación es, sin duda alguna, la comida.

¿Cuáles son los criterios para elegir el mejor menú? La respuesta no es sencilla, y podemos afirmar que la comida de la cena se elige con base en una mezcla de preferencias personales, tradición y las tendencias del momento.

Para orientarte en esa elección, y que tu graduación sea también recordada por lo delicioso del menú, te dejamos algunos consejos al respecto.

Las comidas sabrosas para comer con las manos son perfectas para los asistentes a la fiesta que tengan buen apetito. El suministro de una amplia gama de aperitivos salados asegurará que todos queden satisfechos.

Si la mayoría de los invitados son jóvenes, preparar brochetas es una gran idea ya que son fáciles de comer mientras se está de pie.

Únicamente requieren un pequeño plato en la mano y nada de cubiertos.

Si en tu fiesta de graduación planeas tener una comida en la que los invitados estén sentados, podrías servir uno o dos platos principales, o elegir montar un almuerzo o cena estilo buffet. Para cualquiera de las dos, es recomendable incluir diferentes opciones, ya que todos los invitados no tendrán los mismos gustos, y algunos pueden llevar dietas restringidas.

Los gastos

Conviene apostar por el punto medio: una serie de platillos que marquen la ocasión, satisfagan al paladar y no resulten muy elevados económicamente.

La mesa de postres

Cada vez se impone como una costumbre más practi ca. En ella se colocan alimentos dulces para que los homenajeados junto a sus invitados puedan disfutar.

¿En casa o en un salÓn?

Si ha de ser en la casa de alguno de lo graduados, hay una mayor libertad para elegir cada uno de los platillos.